Cómo los electrodomésticos han respaldado un mundo en bloqueo y lo que esto significa para la eficiencia energética

Revista Caname Digital publicó un artículo del Boletín Digital de la CONUEE en el que se hace referencia a que la crisis del coronavirus y las medidas de bloqueo resultantes han puesto de relieve la importancia de los electrodomésticos y la electrónica de consumo.

A medida que la pandemia de COVID-19 continúa desafiando la salud pública en todo el mundo, también ha afectado abruptamente a las economías, la sociedad y la vida de las personas. Con muchas personas confinadas en sus hogares, trabajando de forma remota y educando en el hogar, ha aumentado el interés en los electrodomésticos y la electrónica de consumo.

Es vital que los nuevos electrodomésticos comprados durante y después de la pandemia sean lo más eficientes posible para superar los patrones de propiedad más altos y evitar un mayor consumo de energía después de la crisis. Las medidas para contener el virus han provocado una disminución en la demanda de energía y las correspondientes emisiones de CO 2 . Si bien la actividad ha disminuido en la industria, las empresas y el transporte, el sector residencial ha ganado más prominencia y los patrones de uso de energía dentro de los hogares han cambiado. Dichos cambios pueden continuar a largo plazo e integrarse en nuevos estilos de vida, ya que la situación actual influye en la nueva normalidad.

La crisis ha promovido la introducción de nuevas tecnologías con fines educativos, mostró una encuesta reciente de la OCDE, y muchos estudiantes ahora tienen computadoras y acceso a Internet por primera vez. Los hogares donde varios miembros tienen que trabajar a distancia o estudiar en casa al mismo tiempo han tenido que adaptarse mediante la adquisición de computadoras adicionales y otros equipos de oficina, como impresoras y monitores.

El tiempo adicional que se pasa en interiores también conduce a cambios en los requisitos de comodidad. Los pequeños electrodomésticos y la electrónica de consumo se han vuelto más importantes para la vida cotidiana, como los de entretenimiento (por ejemplo, televisores y reproductores multimedia) y para cocinar (por ejemplo, microondas y licuadoras). El aumento de los problemas de salud también puede aumentar la demanda de dispositivos como los sistemas de filtración de aire.

El aumento de tiempo en casa está impulsando el consumo de energía. Para el trabajo remoto, este aumento puede compensarse con un menor consumo de energía en las oficinas y una gran reducción en el uso de combustible para los desplazamientos .

En los últimos meses, ha habido un notable aumento en el interés público en la adquisición de electrodomésticos. Una forma de medir el interés público es mirar el índice de volumen de búsqueda (SVI) de Google Trends. Las cifras a continuación comparan el interés mundial en los últimos meses por cuatro tipos de equipos (PC, TV, microondas y licuadoras) para la categoría «compras», en comparación con el año pasado. Los datos no reflejan las ventas reales, pero muestran que el interés en los electrodomésticos ha aumentado desde el comienzo del período de confinamiento.

https://sites.google.com/conuee.gob.mx/boletindigital-aprospectiva/bolet%C3%ADn-52020agostofuturo-eficiencia-energ%C3%A9tica https://www.iea.org/commentaries/how-appliances-have-supported-a-world-in-lockdown-and-what-this-means-for-energy-efficiency

Publicado en Revista Caname Digital

11 de agosto de 2020

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.